UN NÓMADA DE ETIQUETA

08 Jul UN NÓMADA DE ETIQUETA

La gente que me encuentro a diario me pregunta muchas cosas, la mayoría se repiten, es normal, yo preguntaría lo mismo: La preocupación por los asaltos, los kilómetros diarios y demás… Lo llevo genial, me gusta compartir esta gran aventura con la gente e ilustrarles un poco derribando mitos.

También hay otras preguntas que buscan enmarcarme con las etiquetas que se le presuponen a un nómada trotamundos y en mi caso no cumplo con muchas de ellas, aquí van unas cuantas:

cuervos cicloturismo miedos

NO HUYO DE NADA

Un pregunta que a veces cae cuando hay un poco de “confi” es: ¿Qué te pasó? ¿De que huyes?

En mi caso todo lo contrario, por fin voy hacia mi sueño.

Desde muy joven soñaba con ver mundo, sentía un cosquilleo irresistible leyendo sobre viajes, viendo documentales sobre otras culturas y lugares lejanos, y siempre fantaseé con vestir ese modo de vida lleno de cosas nuevas y aventuras. No puedo concebir no ver con mis propios ojos gran parte del planeta antes de que termine mi partida, supongo que la peli de Los Goonies me afectó demasiado… JEJEJE.

Creo que antes era cuando me pasaba la vida huyendo del vértigo que suponía lanzarse a por ello.

NO SOY MILLONARIO

Una vez me dijeron claramente: – Lo que pasa es que tenéis tanta plata que os aburrís de la vida y os inventáis esto de viajar en bicicleta!

No estaría mal tener un presupuesto mejor para poder dedicarme solo a rodar documentales, grabar canciones y compartirlo, pero no es el caso. Nunca he tenido tan poco dinero en toda mi vida. Me gano la vida en la ruta, salí en 2011 con 3 mil euros de colchón de seguridad y ahora mismo tengo mil y bajando. Eso es lo que tengo en TODA la faz de la tierra, no hay más, ni en paraísos fiscales, ni enterrados en el desierto, ni en posesiones u inversiones, ni recibo ningún sueldo de papa, o renta, ni tengo esponsor económico, solo lo que gano en el camino con trabajos esporádicos. Mi sueño sería vivir del propio viaje, compartiendo trabajos de fotografía, artículos, canciones etc… (así que comparte, que cuantos más seamos, más cerca estaré de lograrlo) 😉 gracias!

Gasto unos 300 euros de media al mes, contando comida e imprevistos. Mi objetivo no es el dinero, sino seguir VIDAjando con la riqueza del tiempo y del movimiento.

NO SOY “JIPI” (O SI…)

sans rastas(Foto: todos tenemos un pasado)

Muchos presuponen que al viajar por el mundo en una bicicleta con una guitarra y con una tienda de campaña soy un “jipi” con rastas, que hago artesanía, soy vegetariano, fumo mariguana, huyo de la tecnología, soy espiritual y creo en energías y pachamama… Pues va a ser que no!

Eso es un tópico (bueno puede que no tanto y no tengo nada en contra), pero creo que ser “jipi” no es un look o creer o no en ciertas cosas, es una actitud ante la vida en la que el look poco tiene que ver como ocurre con el ser buena gente, ser empático e intentar mejorar, que no tiene nada que ver con creer en tal o cual religión o Dios. (Véase ateos médicos sin fronteras etc… o integristas religiosos) (Vaya tópico he soltado! JEJE… Mejor sería decir: Hay jipis de look que luego no comparten ni una castaña y gente con corbata que se desvive por los demás…. ;P)

En mi caso suelen sorprenderse cuando cuento que soy ateo, escéptico, me gusta la tecnología, la ciencia, no fumo, no creo en “energías”, ni Dioses, ovnis, pachamama, etc… El VIDAJE me enseña cada vez más a relativizar, a dudar de todo, a querer aprender más y más y dudar de afirmaciones sobre la “verdad” y más tras experiencias con psicotrópicos o alucinógenos…

nazareno sansConfió en la ciencia para “explorar” el mundo, respeto y adoro la naturaleza, y sobre lo que no sabemos creo que ya llegará a saberse. Mientras, no me invento nada, no me fío del todo de las percepciones humanas e interpretaciones instintivas y menos las escritas hace tropecientos años por Matusalen. Para mi la espiritualidad es un eco de la consciencia, y para ser espiritual con ser empático, consciente y buena gente es suficiente. (Y eso que me gusta meditar… pero no me “elevo” ;P)

Por mucho que mi experiencia y percepción durante toda la vida me haga pensar que la tierra que es plana… resulta que no lo es. ;P

(Foto: todos tenemos mucho pasado…)

EL BILLETE DE VUELA…

-¿Cuándo regresas a casa?

– Ya estoy, la bicicleta es mi casa, soy nómada. Si algún día siento que quiero cambiar y establecerme lo haré, pero por el momento no tengo lugar para volver o quedarme más que este que piso ahora mismo y por ahora quiero seguir descubriendo mundo a lomos de Ona o de lo que sea…

El concepto de nómada no se entiende como tal, mi situación se interpreta como una excepción puntual en la “normalidad” que es tener casa etc… Nos cuesta mucho entender que hay otras formas de vivir. De hecho el viaje a mi me enseña eso, me encuentro con gentes y costumbres tan diferentes que incluso mi “nomadismo” me parece de lo más estándar y sencillo, y eso que apenas he visto un pedacito de mundo en su mayoría muy occidentalizado.

NO CUENTO

Ni kilómetros, ni países, huyo de la cuantificación, puedo ser consciente como dato, pero no me fijo en ello ni me importa apenas. Alguien puede pedalear en 5 años millones de kilómetros y no pasarlo tan bien (o al revés ojo). Lo importante es ser feliz y fluir no si eso implica “x” países o tal distancia y a cuanta más mejor. Se puede vivir en un pueblito toda la vida y ser el tipo más feliz del mundo. La felicidad es el objetivo y no es cuantificable y es subjetivo y cada uno debe ir a por el suyo.

El otro día por ejemplo batí el record, pero el de “menos kilómetros pedaleados” con solo cuatro!!. Al poco de salir de una playa en la que me instalé durante tres días vi a mi derecha unas dunas bonitas y otro pueblecito tentador. Pues allí me planté a disfrutar y seguir vidajando. ¿Debía de saltármelo porque no estaba a 50 u 80km que es el estándar de pedaleo diario o porque voy muy lento? ¿respecto a que o quien? De ahí lo de: “la vuelta al mundo más lenta de la historia” es una declaración de intenciones para no apretar más el pedal en pro de un concepto proyectado al futuro o a la cuanticanción.

Entre ayer y anteayer incluso retrocedí en el mapa 60 km por otro camino, muy bonito y hacia un destino que valía la pena. ¿Que más da si la línea va bajando hacia el sur o sube un poco de nuevo o caracolea? De hecho me encontré con una plantación enorme de cocoteros y una fabrica de agua de coco y productos relacionados que pude visitar desde dentro aprendiendo y  dándole al día una puntuación bien alta.. Gracias a la gente de Coco do Vale por la deferencia y el regalo 😉

coco

LA BAMBA 

El tópico del guitarrista de versiones… jeje
Cargo con la guitarra y la uso para cantacontar mis historias cuando se da el caso, dar conciertitos en locales que aparecen sin buscarlos o en hamacas y sofás entre amigos, además de seguir componiendo nuevos temas durante el camino.

Mi vocación no es tocar “La Bamba” ni hacer versiones de clásicos para divertir al personal. Si eso apetece en una cena entre amigos o se da el caso, lo hago encantado, pero muchos esperan que alguien con una guitarra se ponga a tocar al minuto canciones a la carta como una Juke Box. No tengo nada contra eso, pero no es mi estilo…

Como mucho y si la audiencia se ha portado bien, suelto “La flaca”, un “Sultans of swing” y un “Estadio azteca” después de tocar “mis clásicos” xDXD.

Si amigos, soy una “Estrellita” ;P
conciertos de hamaka

¿Quieres hacerme alguna pregunta? Tranquil@ no muerdo…

Lánzala en los comentarios de abajo y te contesto, y recuerda: Comparte, comenta, colabora! 😉

Thnks!!

 

Comenta via facebook:
2 Comments
  • Nati Bainotti | Mi vida en una mochila
    Posted at 02:26h, 10 julio Responder

    Yo también tengo un récord: 7 km en 2 horas y media. Ahora competimos en lentitud =p ¡Besos!

    • albert
      Posted at 00:40h, 09 septiembre Responder

      Jeje, ahí ahí Nati!! pues a ver cuando nos juntamos y hacemos una anti-carrera! 😉 bjos y mucha suerte con tu libro!!

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.